Blogia
El rincón de jazmin

Un párrafo desgarrador

 

“Yo, señor, no soy malo, aunque no me faltarían motivos para serlo. Los mismos cueros tenemos todos los mortales al nacer y sin embargo, cuando vamos creciendo, el destino se complace en variarnos como si fuésemos de cera y en destinarnos por sendas diferentes al mismo fin; la muerte. Hay hombres a quienes se les ordena marchar por el camino de las flores, y hombres a quienes se les manda tirar por el camino de los cardos y de las chumberas. Aquellos que gozan de un mirar sereno y al aroma de su felicidad sonríen con la cara inocente; estos otros sufren del sol violento de la llanura y arrugan el ceño como alimañas por defenderse. Hay mucha diferencia entre adornarse las carnes con arrebol y colonia, y hacerlo con tatuajes que después nadie ha de borrar ya”.

Éste es el comienzo desgarrador del libro “ La familia de Pascual Duarte” de Camilo José Cela.

Siempre me ha hecho pensar éste párrafo por su dureza y lo leo a menudo;   él, en el fondo no se considera malo,  y no le faltan motivos para serlo, así lo confiesa,  por todo lo que hizo. Sin embargo antepone que lo hizo la lamentable vida que tuvo a mal albergar de miseria, poco cariño y la aspereza en su camino  en el que sólo encuentra pinchos que endurecen su carácter y que nadie puede quitarle porque ya están muy clavados y se han  endurecido como callos.

Y cuando lees ese libro no piensas en las maldades que cometió, al contrario, te encariñas con el personaje y le das un trato de favor porque su vida fue un auténtico camino de espinas.

“Unos nacen con estrella y otros estrellados” éste refrán es tan auténtico como el párrafo arriba escrito.

Cuantas veces nos decimos; ¿porque tengo esa nube negra en mi cabeza y todo me sale mal, en cambio a otros todo les viene de cara?.

No creo mucho en el destino, pero cuando leo cosas así, entonces pienso; cuando nacemos tenemos un destino señalado, para  unos de muchas alegrías y bonanza.  En cambio, para otros todo son  tristezas y pesadumbres. Para  luego  acabar todos en el mismo lugar.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

3 comentarios

jazmin -

Sakki, es una pena pero así es.
Estamos muy influenciados por lo que nos ha rodeado y en ocasiones tenemos que acceder por el camino no deseado.

Un beso.

La vida en sí ya es injusta y
sólo hace falta ver lo que vemos a diario para darnos
cuenta que las injusticias siempre recaen sobre los mismos.

Un beso a las dos.

Mela -

Yo no creo en el destino, pero sí creo que la injusticia es la reina de la vida. A unos les toca vivir de una manera que no merecn, y a otros también.

A veces se pueden reencauzar las circunstancias, pero ni siquiera siempre.

Beso, Jazmín.

Sakkarah -

Somos fruto de lo que nos ha rodeado. Todo nos influye, y a veces las cosas nos condenan a ir por caminos que no son los deseados...

Un beso, Jazmín.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres